Mensaje de bienvenida

¡Y sin embargo algunas personas dicen que se aburren!¡ Démosles libros!¡Démosles fábulas que los estimulen!¡Démosles cuentos de hadas! Jostein Gaarder

jueves, 17 de febrero de 2011

Arantxa y las matemáticas 1er ciclo.








Arantxa vive en una isla maravillosa en medio del Atlántico llamada Gran Canaria. La gente que la habita, siempre está contenta porque ese lugar es tan alegre y bonito, que es difícil sentirse triste y desdichada rodeada de tanta belleza.
Sin embargo, hoy Arantxa está de mal humor. No quiere ir al colegio. Le toca dar matemáticas y a ella no le gustan nada, nada, los números. Por el contrario, le encanta la clase de Lengua: ¡eso sí que es divertido! La seño les cuenta unas historias preciosas de hadas, brujas, príncipes y princesas.
En clase de Mate, siempre está distraída y lo que es peor, distrae a sus compañeras.
-Arantxa, ¡si no aprendes a sumar, restar, multiplicar y dividir, no podrás ayudar a tus padres en el mercado! -le dice Conchita, su profe.
-Profesora, para hablar con las clientas, no hace falta saber matemáticas. Mi madre tiene una amiga, que no ha ido al colegio y tiene también un puesto en la plaza.
Arantxa siempre tiene respuesta para todo y no hace caso de los consejos de sus padres ni de la profesora y, claro, siempre suspende” las Mates.”
  Un día, su profe está en la pizarra explicando las  tablas de multiplicar y Arantxa, levantándose de su mesa, le pregunta:
-Señorita: ¿Transilvania se escribe con C o con Z?
-¡Pero Arantxa! ¿Para qué quieres saber eso, si ahora estamos aprendiendo a multiplicar?
  -Mis compañeros sí, pero yo no. Yo estoy escribiendo un cuento de brujas y vampiros y quiero saber cómo se escribe Transilvania -le replica.
Como es natural, su profesora se enfada, pero ella no hace caso de nadie. No se da cuenta de que es muy importante atender en clase para aprender bien los números.
A Arantxa lo que más le gusta del mundo es acompañar a sus padres los sábados por la mañana al mercado, ponerse un delantalito blanco precioso, bordado con punto de cruz, que le ha hecho su abuela, y ayudarles a vender en su puesto.
Hoy por la mañana, mientras su padre se ha ido a llevar un pedido, Arantxa se pone detrás del mostrador en su lugar para cooperar con su mamá. Se siente muy mayor pero, sin darse cuenta, le ha dado a una señora un billete de 20 € en lugar de uno de 5€.
Sus padres se han enfadado mucho con ella:
-Si estudiaras más matemáticas, no confundirías los números. Mientras no las apruebes, no vendrás más con nosotros al mercado.
Ahora Arantxa es la más aplicada de clase: atiende y aprende con mucha rapidez. Se ha dado cuenta de que además del lenguaje, las matemáticas también son muy importantes.



Ilustración original:


Junto con su prima, Virginia Gallego de 11años ha elegido este cuento entre otros para ilustrármelo.Muchas gracias.

13 comentarios:

Conchita dijo...

Le dedico este cuento a Arantxa y a mis alumnos canarios a los que sentí como familia durante mi estancia en esa bonita isla. Algunos de ellos me han inspirado cuentos como este que acabo de colgar en mi blog. Un abrazo para todos.

Jose Miguel dijo...

Muy bonito cuento Sra. Atómica, seguro que parte de una experiencia personal en tercera persona.
Bs

Carmen Curbelo dijo...

Muchas felicidades por tu faceta de escritora, te recordamos con cariño desde Canarias. Besos de MCarmen y Loreto.

Blanca dijo...

Madre mía!!! Si es que las Mates eran el mayor rollo del mundo!! Pero había una cosa clara, también había qua aprobarlas!!
Muy tierno, Conchita, y más aún la dedicatoria.Mil besos.

Arantxa dijo...

Muy buenas a todos... Si, soy yo, ¡Arantxa!.
Mi queridísima Conchita decirte que tu cuento me ha encantado, a la vez que emocionado muchísimo. Me recordaste de un tirón todos esos momentos en clase en los que odiaba con todas mis ganas las matemáticas. El cuento es totalmente verídico por eso no pude evitar las lagrimillas que me salieron a medida que lo leía. ¡Menuda memoria tienes!
Desde que te marchaste odié aún mas las mates y, como es obvio,las seguí suspendiendo jajaja pero de todas maneras trabajo en el mercado.
El consuelo es que a día de hoy y en gran parte gracias a ti,sigo teniendo esa pasión por la Lengua y la Literatura.
Muchas gracias por todo Conchita, sin lugar a dudas mi profesora favorita.
Un besazo enorme.
Arantxa

Biblioteca Virgen de la Fuensanta (La Alberca) dijo...

Los alumnos de 2ºB hemos leído el cuento y lo que más nos ha llamodo la atención ha sido cuando confunde el billete de 5€ por el de 20€

Anónimo dijo...

Hola soy Angelica del colegio Virgen de la Fuensanta. Me ha gustado el cuento de Aranxa.
5ªB.

Anónimo dijo...

Lo que mÁs me ha gustado de Aranxa y las matemÁticas ha sido cuando estan aprendiendo mates y ella se levanta y dice: ¿TRANSILVANIA se escribe con C o con Z?

ANDREA Y ANA COLEGIO VIRGEN DE LA FUENSANTA
5B UN BESO.

Anónimo dijo...

Me ha encantado el cuento es muy bonito. A mi me encanta leer tus cuentos por que son muy bonitos.Me ha encantado el cuento de Arantxa y las matematicas.

Alicia 5ºB

Colegio Virgen de la FUENSANTA

Anónimo dijo...

Hola, soy Ana. Me ha encantado el cuento de ARANXA,
sobre todo cuando se confunde con el billete de 20 y uno de 5 euros.
ANA CEIP VIRGEN DE LA FUENSANTA 5B.
UN BESO ENORME.

Anónimo dijo...

El cuento me ha gustado,es muy original.
Además lo que cuenta es real,por que algunos
niños en realid no le gusta nada las matematicas. Un saludo de Nerea.

COLEGIO VIRGEN DDE LA FUENSANTA. 5ªB

Anónimo dijo...

Me ha gustado mucho cuando Aranxa se confunde con el billete de 20 euros y con el de 5 euros


Andrea Colegio Virgen de la Fuensanta 5B

Contestame gracias un beso

Conchita dijo...

Veo que ha habido muchos niños que han leído este cuento.Arantxa fue una alimna mía a la que le pasaba eso con las matemáticas. No podía con ellas.
Un abrazo para todos.

Publicar un comentario